El gobernador, Carlos Miguel Aysa González; recorrió el río Palizada para constatar las condiciones del afluente, la situación que prevalece en las comunidades donde se han reforzado los bordos para contener las inundaciones y entregó despensas a familias afectadas.

PALIZADA-. El gobernador Carlos Miguel Aysa González recorrió la mañana de este sábado el río Palizada para constatar las condiciones del afluente, la situación que prevalece en las comunidades donde se han reforzado los bordos para contener las inundaciones por la creciente del caudal y el auxilio que se brinda a la población para reducir daños a la salud, viviendas y actividades productivas.

Durante hora y media, a bordo de una lancha rápida y acompañado de los secretarios general de Gobierno, Pedro Armentía López; de Desarrollo Social y Humano, Christian Castro Bello y de la presidenta municipal, Maritza Díaz Domínguez, el mandatario observó cómo se encuentran algunas localidades río arriba como La Rebeza, Paraíso, Borbotón, La Toza y Mariche.

A bordo de una lancha rápida, el gobernador Aysa; acompañado de los secretarios general de Gobierno, Pedro Armentía López; de Desarrollo Social y Humano, Christian Castro Bello y de la presidenta municipal, Maritza Díaz Domínguez, observó cómo se encuentran las localidades La Rebeza, Paraíso, Borbotón, La Toza y Mariche.

Aysa González detuvo su trayecto en el ejido La Toza para acercarse a la vivienda de la familia Ballina García, ubicada en los márgenes del río, donde justo en ese momento elementos de la Guardia Nacional y de la Secretaría de Seguridad Pública, realizaban labores de reforzamiento de los bordos, con el fin de detener la filtración del agua.

El mandatario fue recibido por la señora Fátima, a quien le hizo entrega de despensas para las familias que ahí habitan. “Nos da gusto que nos venga a visitar en estos momentos que lo necesitamos y muchas gracias porque nos está ayudando”, externó la lugareña.

Efectivos del Ejército Mexicano, la Guardia Nacional y de la Policía Estatal Preventiva trabajan en equipo con el Ayuntamiento de Palizada para atender la contingencia.

Mientras, el titular del Ejecutivo aseveró que “aquí estamos con ustedes porque sabemos cómo está la situación. Son gente muy valiente que se enfrenta cada año al río, pero aquí está su gobierno al lado de ustedes”.

Luego de hacer extensivo su reconocimiento a los efectivos del Ejército Mexicano, la Guardia Nacional y de la Policía Estatal Preventiva porque han trabajado en equipo con el Ayuntamiento para atender la contingencia, instruyó a la Secretaría de Salud enviar una brigada médica a la localidad para proteger la salud de las familias.

En la cabecera municipal, el gobernador Aysa González; verificó el inicio de entrega de 33 toneladas de forraje que se suman a las 386 que ya han sido proporcionadas a mil productores ganaderos.

Acompañado también de los secretarios de Protección Civil, Edgar Hernández Hernández; de Seguridad Pública, Jorge Argáez Uribe; de Desarrollo Rural, Ignacio España Novelo y del director general de la Apicam, Carlos Ortiz Piñera, el mandatario inició en punto de las ocho de la mañana su recorrido por el afluente donde pudo verificar que en algunas partes bajas los bordos han sido rebasados por el agua, por lo que con el apoyo de las fuerzas armadas y de la Policía Estatal Preventiva, se están colocando más costales de arena en los márgenes.

Al retornar a la cabecera municipal, verificó el inicio de entrega de 33 toneladas de forraje que se suman a las 386 que ya han sido proporcionadas a mil productores ganaderos para garantizar la alimentación del hato.

Los productores paliceños agradecieron al gobernador, Carlos Miguel Aysa; la determinación de tomar las debidas precauciones para evitar daños mayores.

Durante la entrega, que se llevó a cabo ante el presidente de la Asociación Ganadera Local, Gilberto Cabrales Centeno, anunció la construcción de una nave ganadera en la comunidad de Santa Cruz; después en este mismo poblado constató las labores de movilización de reses a zonas altas del municipio que se realiza con transporte proporcionado por el gobierno estatal, a fin de ponerlos a salvo del aumento del nivel de las aguas del río.

Los productores Fidencio y Miguel Ángel Delgado agradecieron al gobernador la determinación de tomar las debidas precauciones para evitar daños mayores. «Le agradecemos toda la ayuda que nos ha brindado, es importante para nosotros tenerlo de visita porque de esta manera nos sentimos tranquilos y respaldados», señalaron.

 

Dejar una respuesta