La obesidad está latente en personas más jóvenes, afectando incluso a los más pequeños.

*El ISSSTE promueve acciones contra el sobrepeso y la obesidad con la estrategia “3×1=3 por mi salud”: no a las bebidas azucaradas, ni a la comida chatarra; fomenta las actividades físicas.

En Campeche uno de cada cinco niños, tiene sobrepeso u obesidad, mientras que en los adultos la medida es siete de cada 10, lo cual representa un reto de salud pública, pues los datos arrojan que hay un aumento de estas enfermedades y el riesgo en la actualidad está latente en personas más jóvenes, afectando incluso a los más pequeños.

El Subdelegado Médico del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado (ISSSTE), José Parra Dager; confirmó que la Diabetes Mellitus y la Hipertensión arterial, están dentro de las principales enfermedades crónicas que afectan a la población derechohabiente del estado.

El ISSSTE arrancó la estrategia “3×1=3 por mi salud”: no a las bebidas azucaradas, ni a la comida chatarra; fomenta las actividades físicas.

Las bebidas azucaradas, comida chatarra y el sedentarismo, son los principales factores de riesgo de estos padecimientos; aunado a ello, estos malos hábitos alimenticios y la falta de actividad física, contribuyen a otras afectaciones a la salud, tales como: caries, depresión, riesgo de cáncer, enfermedades del corazón y daño renal, añadió.

Es por ello que, a fin de fortalecer el autocuidado de la salud en la población, el ISSSTE lanzó la estrategia de autocuidado y promoción de la salud “3×1. 3 por mi salud”.

El Subdelegado Médico del ISSSTE, explicó que estas acciones son fáciles de llevar a cabo, no hay limitante para aplicarlas en centros de trabajo, centros educativos en niños y niñas, así como en los hogares.

“Estamos convencidos que para cuidar y fortalecer la salud de nuestro país, debemos hacernos responsables de nuestra persona, es fundamental mejorar nuestros hábitos y estas tres acciones “Hoy y mañana sin bebidas azucaradas”, “Hoy y mañana sin comida chatarra” y “Hoy y mañana, 10 mil pasos por mi salud” nos ayudan a mantenernos saludables.

La actividad física abona a bajar los niveles de estrés y en combinación con una dieta saludable contribuye en la pérdida de peso.

Si continuamos con el mismo entorno epidemiológico, en el futuro, no habrá infraestructura que alcance para atender a tantas personas enfermas, estos padecimientos no son transmisibles, es decir; se adquieren por diversos factores, y en gran medida por nuestros malos hábitos de alimentación y el sedentarismo”, explicó.

La actividad física, es considerada una actividad cardiovascular, por lo que ayuda a mejorar el funcionamiento de nuestro sistema cardíaco en el que se incluye el corazón y los pulmones. Además, abona a bajar los niveles de estrés y en combinación con una dieta saludable, contribuye en la pérdida de peso.

Esta campaña se fomentará en las comunidades escolares, centros de trabajo del ISSSTE y, a través del programa “ECOS Para el Bienestar”, se replicará la estrategia en todo el estado.

Dejar una respuesta