Se exhorta a la población a no correr riesgos, quedarse en casa y seguir recomendaciones de la Secretaría de Salud para evitar la propagación de esta pandemia.

La infectóloga pediatra y Directora de la Clínica de Especialidades «Churubusco», Jetzamin Gutiérrez Muñoz, enfatizó la importancia de acatar de manera responsable la recomendación principal de no correr riesgos innecesarios y quedarse en casa; de esta manera contribuimos a reducir la cantidad y velocidad de los contagios y garantizamos una adecuada atención a pacientes que lo ameriten.

Sin embargo, si es necesario trasladarse en transporte público, detalló, es de suma importancia que antes de salir de casa se laven las manos con agua y jabón, con técnicas instruidas por la Secretaría de Salud y portar un frasco pequeño de gel con alcohol al 70 por ciento, para limpiarse las manos con este producto.

Precisó que el uso generalizado de cubrebocas no se recomienda, excepto en personas con síntomas de infección de vías respiratorias, en cuyo caso hay que colocarlo antes de salir de casa y llevar en el bolso dos o tres de repuesto para cambiarlo en cuanto se humedece, pues cuando esto ocurre el efecto protector se invierte y se incrementa el riesgo de atrapar más gérmenes externos para quien lo porta.

Después de viajar en el autobús urbano se recomienda lavarse las manos con agua y jabón, o usar el gel anti bacterial.

 

Enfatizó que, con o sin cubrebocas, es muy relevante toser y estornudar cubriendo boca y nariz con el ángulo del codo, pues la fuerza de expulsión de aire y saliva en un estornudo puede alcanzar una velocidad de entre 70 y 150 kilómetros por hora.

Aclaró que no es necesario usar guantes de látex para evitar contacto con superficies en el autobús o metro, lo que sí es indispensable, subrayó, es no tocarse con dedos o manos la cara, ojos o cubrebocas durante el trayecto.

Una de las medidas más efectivas para reducir el riesgo de contagio, agregó, es mantener la “sana distancia” de metro y medio con otras personas dentro del transporte público y con usuarios de supermercados, mercados o farmacias.

Añadió que concluido el traslado y al llegar a su destino, las personas deberán retirar el cubrebocas, enrollarlo y tirarlo a la basura, proceder a lavarse las manos con agua y jabón, con técnicas instruidas por la Secretaría de Salud y en caso de que no sea posible, asearse las manos con gel antibacterial.

Al emprender el regreso a casa, sugirió aplicar puntualmente las mismas medidas hasta llegar a su domicilio y donde, dijo, antes de pisar dentro de la casa es conveniente limpiar las suelas de los zapatos con una jerga remojada en agua y cloro. Posteriormente, dentro de la casa lavarse las manos con agua y jabón, cambiarse de ropa y dejar la que se traía en el depósito de ropa sucia.

Para quienes requieren salir de compras, Gutiérrez Muñoz aconsejó elaborar una lista de insumos indispensables para alimentación, medicamentos, materiales de farmacia, higiene personal y de casa. Consideró que vaya de compras una persona por familia, de preferencia adulto sin factores de riesgo y siempre que sea posible hacer pagos electrónicos. (Información de prensa)

Dejar una respuesta